EN UN LUGAR SOLITARIO ( In a Lonely Place, Nicholas Ray, 1950 )

 


"Nací cuando ella me besó.... Morí cuando me abandonó.... Viví unas semanas mientras ella me amó...."- Quiero ponerlo en el guión, pero no sé donde.

De esta manera, su manera, la única manera que conoce, trata de decirle que en ella encontró el amor, que gracias a ella volvió del lugar de fracaso, tormento e ira en el que vivía, que por ella volvió a la vida, que su amor es todo lo que tiene y lo único que le importa. Pero tal vez sea demasiado tarde, porque él reconoció el miedo en sus ojos al mirarla y sintió el frío helado de pederla.

Antes de eso el destino los reunió en forma de coartada. Ella le rescató, no sólo de la policía, sino de él mismo, de su vida, de los fantasmas de la guerra que dormían en su mente, alimentando el desasosiego hasta convertirlo en ira, de una ira que a modo de bomba de relojería iba marcando un tic tac, hasta que un detonante la hacía estallar. Y entonces ya no era él, era esa ira la que actuaba, y se descubría con una piedra en su mano, y un muchacho brutalmente golpeado a sus pies.
Por eso en ella germinó la semilla del miedo, un miedo que crecía y se extendía en el terreno abonado de las dudas que no había querido creer pero tampoco había podido olvidar. Un miedo que en su avance, iba conquistando el terreno ganado por el amor, arrinconándolo en un espacio cada vez más pequeño.

Y entonces él comprende que algo va mal, que la está perdiendo, y perderla sería como volver a morir lentamente en la agonía de no estar a su lado. Y de nuevo el tic tac, que resuena en su cabeza, que no le deja pensar, sólo sentir, sentir que no quiere perderla, que no puede perderla, que retenerla es la única solución para que comprenda que su amor está por encima de acusaciones injustas y que conseguirá silenciar ese tic tac de su cabeza.

Pero el tic tac vuelve, y no comprende que cerrando el puño no se puede atrapar el agua, que es entonces cuando se escapa de entre los dedos, liberándose del puño cerrado que la retiene prisionera. Y cada vez aprieta más fuerte, porque tiene que retenerla a su lado, y entonces suena el teléfono, y el tic tac cesa de golpe, y mira sus manos, y comprende que todo ha acabado, que finalmente el agua pura y cristalina que le daba la vida, se le había escapado de las manos... Manos ahora vacías, herramientas en la creación frenética de un renacer nacido de un beso, que asfixiaron el amor hasta reducirlo a nada.
Llamada oportuna sí, pero demasiado tarde....

Un hombre derrotado camina en dirección a ninguna parte, una mujer con lágrimas en los ojos lo ve alejarse mientras pronuncia en voz alta "Viví unas semanas mientras me amaste"...


La semana pasada estuve conversando con un buen amigo sobre los guionistas y el cine actual, y como el talento parece haber emigrado en masa a la televisión, y me acordé de Dixon Steel.

Basada en una novela de Dorothy B. Hughes, "En un Lugar Solitario" es una de esas películas en las que la línea artificial y artificiosa que separa los géneros cinematográficos se difumina, navega entre géneros, desde el cine negro al drama, para acabar siendo una película que golpea en el sentimiento, sin necesidad de clasificaciones.
Yo tampoco creo demasiado en la clasificación de las películas por géneros Kine

24 comentarios:

Raúl dijo...

Bueno. Voy a empezar a contar cuántas de las películas que comentas, me han servido como pista de lanzamiento para alguno de mis relatos. Dos, de las últimas dos.
Sonrío.

Myra dijo...

Esa frase con la que has abierto la entrada, me parece una de las más bonitas dichas en una película. Me ha encantado cómo has descrito el amor que sentían sus protagonistas. Estoy de acuerdo con lo que dices al final. es una película que abarca varios géneros. Es una gran película.

Un beso de admiración.

Vivian dijo...

El día que al visitar tu blog descubrí que comentabas esta película no pude por menos que sonreír Raúl. Son muchos nuestros lugares comunes en esto del cine, pero, en películas como ésta, se convierten en un lugares comunes especiales.
Espero que esa lista siga aumentando.

Te sonrío

Vivian dijo...

Absolutamente de acuerdo contigo Myra, es una frase de esas que permanece en la memoria, se puede decir tanto con una sola frase... Tan bonita y a la vez tan triste...

La admiración es mutua, lo sabes.

Otro beso para ti

molano dijo...

Al llegar a "viví unas semanas mientras me amaste", me han entrado ganas de aplaudir. Es la primera vez que me ocurre algo asi después de leer una entrada .
No he visto la película. Ojalá transmita tantas emociones como tu cuando la cuentas.

Vivian dijo...

Si te gustó el texto, creo que te gustará la película molano.
No sabes la alegría que me dio leer tus palabras, precisamente en esta entrada, precisamente sobre esta película. Es una película especial para mí, no sólo por la película en sí, cosas mías…
Me alegra haber conseguido transmitirte las emociones que me hizo sentir cuando la vi, y si además te despierta la curiosidad por verla, miel sobre hojuelas.

Muchas gracias, por el aplauso, y por pasarte por aquí.

Un beso

Angelus dijo...

Gran actriz Gloria Grahame, con menos fama de la que debiera.
Saludos

Vivian dijo...

Absolutamente de acuerdo contigo Angelus, su filmografía y sus interpretaciones avalan esa opinión.

Saludos

Uno dijo...

Nunca he sido muy de Bogart pero me encanta Gloria Graham y los dos hacen una pareja muy potente. No he visto esta película pero me ha gustado mucho lo que cuentas de ella.
Y luego esos diálogos... wow!

fandestéphane dijo...

Ya te puedes imaginar que nunca vi esta película, y ni siquiera la conocía. Llevo treinta y un años y un día jajaja sin ver a nadie, oir a nadie, sentir a nadie ni conocer a nadie.
Sólo a ella.

Esta no la miro eh...

Besitos en solitario

Ibán dijo...

La clasificación por géneros supongo que es necesaria para no volvernos locos, pero sólo las grandes películas los desbordan. Esta no la he visto, aunque ese juramento de amor tan esquivo (que describes al principio) me ha vuelto un poco loco...

Elvira dijo...

Hola Vivian: Comento poco sobre cine porque sé mucho menos que vosotros, pero disfruto de tus entradas. Besos

Vivian dijo...

Me alegra tu comentario Uno, porque me da pie a plantear una cuestión, reconociendo que Bogart es más que un actor, un icono, siempre he pensado que sus películas míticas no serían lo mismo sin las actrices protagonistas que participaron en ellas.
Por cierto, justamente el tema de los diálogos en el cine clásico fue el que me llevó a traer esta película a aquí, tiene unos diálogos…


Lo sé, lo sé, fan, sólo tienes ojos para ella ;)
Besitos

Vivian dijo...

Coincido contigo Ibán, la clasificación por géneros es muy útil para tener una idea general de la película, a la hora de elegir, pero, como tú bien comentas, las grandes películas desbordan la clasificación, esta la puedes encontrar clasificada como cine negro, policíaca, thriller, drama… Ni los críticos se ponen muy de acuerdo, porque es muy grande, te la recomiendo si no la viste.

Hola Elvira.
No creas que yo sé mucho de cine, más bien comento películas que me gustan. Creo sinceramente que para escribir sobre películas no es necesario entender de cine, otra cosa es para escribir críticas.
Siempre es un placer tenerte por aquí, como lectora y/o como comentarista.
Besos

dexter dijo...

Coincido en lo de Gloria Graham como actriz desaprovechada. Lo cierto es que cuando oígo la palabra femme fatale me viene inmediatamente su rostro a la mente.
Vivian un beso y perdona por subir tan poco a la montaña y sentir a cuenta gotas la magia del cine contigo, un beso, guapa, por cierto , la estás oyendo ? están poniendo nuestra canción.

http://www.youtube.com/watch?v=mlOVlqUcB8A

Kinezoe dijo...

Recuerdo poco de esta película, prácticamente sólo sé que me gustó muchísimo cuando la vi (creo que fue en aquel programa de La2 titulado ¡Qué Grande es el Cine!, de José Luis Garci), que el papel que hacía Bogart le venía como anillo al dedo y que la Grahame lucía más bella que nunca, poco más. Tu entrada me hizo retroceder unos cuantos años en el tiempo y esbozar una ligera y agridulce sonrisa... :-)

¿Sabías, Vivian, que el director del film, Nicholas Ray, estuvo casado con la protagonista, Gloria Grahame, durante unos años? Mmmmmhh... Quizá haya algo de autobiográfico en la cinta... De lo que no tenía la más remota idea, hasta que lo leí hace unos minutos, es que la señora Grahame tuvo hijos tanto con Ray como con el hijo de éste, es decir, con su hijastro... Qué culebrón te he montado en un plis, y eso que no soporto los programas del corazón... Jeje... :p

Tengo que volver a verla. Me encantó tu reseña. Un abrazo.


PD: Gracias por el link. Te he correspondido con otro que estaba cantado. A ver si adivinas dónde lo situé...

Vivian dijo...

Pues sí dex, desaprovechada, y es una pena. Pero nos dejó grandes interpretaciones en películas que, en algunos casos, no son muy conocidas, pero no por ello dejan de ser grandes películas.
Gracias por pasarte por aquí, ya sé que entre el trabajo y el good mornings no tienes demasiado tiempo para visitas, yo también últimamente tengo la montanya un poco abandonada, el tiempo, el tiempo…

Sabes que siempre es una alegría leerte por aquí, cuando puedas, siempre que quieras, serás bienvenido.

Ayssssssss, nuestra canción, gracias a ti la descubrí.

Un beso muy fuerte.

Vivian dijo...

Garci actualmente tiene programa en Telemadrid, Kine, los sábados, madrugada del domingo, a horas intempestivas, una pena, porque entre el día y la hora a la que lo ponen la mayoría de veces no lo puedo ver.

La verdad es que la vida sentimental de Gloria Grahame da para una película, lo de que se casó con el padre y con el hijo no lo sabía.

Que bueno que te gustó la entrada y que te trajo recuerdos de esta magnífica película, y que bueno que desperté en ti las ganas de volver a verla.

He ido a tu blog, descubrí el link “cantado”, muy ad hoc, hablando de actrices de esas que ya no se ven, la Hayworth era mucha Hayworth.
Muchas gracias.


Un abrazo

P.D: Por fin pude ver Marty, me encantó, gracias por la recomendación ;)

Kinezoe dijo...

Me alegro de que te gustara Marty ...Jeje... como ya te dije jugaba sobre seguro... ;-)

Mmmmhh... así que Garci sigue con su programa, interesante...

Bye!

Vivian dijo...

;)

Bye, bye (me recordó al video de la entrada de arriba, jeje)

atikus dijo...

Es que los géneros muchas veces se mezclan, en un post sobre westenrn el otro día lo comentaba, es que acaso no tiene este genero músicales (7 novias para 7 hermanos), o la comedia cine negro (con faldas y a lo loco), o...así seguir indefinidamente mezclando géneros...

Por cierto siempre me ha interesado a nivel amateur los guiones de cine y cursos, pero me asustan, en madrid hay academias y cursos de un año y algunos de unos días...pero no se ; también he comprado algún libro en la fnac, pero no me ha convencido...no se...no se, será cuestión de empezar un día ;)


besitos

Vivian dijo...

Exacto, atikus, los géneros suelen mezclarse y entremezclarse, leí el comentario que mencionas y estoy de acuerdo contigo.

Si de verdad te interesa, te animo a intentar lo de escribir un guión, al fin y al cabo todos los que ahora son profesionales empezaron como amateurs. Lo que sí creo es que para estos menesteres es mejor un curso que por tu cuenta con un libro, escribir un guión es más complicado que escribir una novela, requiere una serie de conocimientos básicos en cuanto a estructura y detalles técnicos a nivel de rodaje.

Enga, anímate, aquí tienes a tu primera fan.

Besitos

Dana Andrews dijo...

Me encantói, Vivian. Es una de mis preferidas no sólo por Bogart sino por Gloria Grahamme...una de mis actrices favoritas del cine negro. Una película genial.

Vivian dijo...

Me daba a mí que ésta tenía que encontrarse entre tus películas favoritas Dana, me alegra descubrir que estaba en lo cierto, y me alegra que te haya gustado la entrada que le dediqué…